miércoles, 27 de marzo de 2013

Nuestro Relato de la Semana es...

NO HAY REGRESO       de   Cristina



De repente cesó el sonido y se borró la imagen, como cada noche. Se quedó mirando fijamente la pantalla del televisor: otra vez era un agujero negro; quizá esta vez no sufriría, quizá hoy no escucharía las voces que, aprovechando el silencio y la oscuridad, le atormentaban cada vez con más frecuencia. Le hacían creer que la vida se estaba yendo en cada minuto vacío, que se iba perdiendo en cada instante a oscuras.
Hoy no les prestaría atención, hoy tendría fuerzas para rebelarse, para luchar, para vencer y vivir.

Miró hacia la calle a través de su ventana sin cortinas, buscó en los balcones frente a su casa, esperaba percibir alguna señal de las vidas ajenas en los diferentes reflejos que la luz dibuja al colarse por las rendijas de las persianas; se aferraba a cada rayo de luz que descubría como el náufrago que encuentra entre las olas una pequeña tabla que le mantendrá a flote. No le sirvió de nada, no vio rastro de vida en ninguna parte. Se dejó ganar por el desaliento y la fatiga acumulada en tantas noches de sufrimiento. Se rindió.